Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Tecnología

El formato de imagen del futuro se llama HEIF, llegó para jubilar a nuestro querido JPEG

5 min

Es un nombre que os puede sonar raro, pero está aquí para acabar con más de 25 años de reinado del formato estrella de las fotografías


Estamos muy familiarizados con la palabra JPEG, da igual que seas o no un apasionado de la tecnología, es algo que te tiene que sonar ya que lleva décadas acompañándonos. También conocido como JPG, es la forma más rápida de designar al tipo de ficheros que tienen que ver con imágenes.

Vale, es el formato rey en esto de guardar fotos, pero ni es el único, ni tiene el futuro muy claro frente a una dura alternativa que le ha salido hace un par de años. Responde al nombre de HEIF y es prácticamente mejor en todo lo que nos interesa como creadores y consumidores de imágenes. ¿Quieres saber por qué?

Pues básicamente por ser mejor en ese complicado equilibrio entre calidad y tamaño de las imágenes, aunque mejor deberíamos decir peso en lugar de tamaño, ya que hacemos referencia a los megas que ocupan las imágenes en tu teléfono, en algunos casos, incluso gigas.

heif

A nuestros dispositivos móviles no les sobra el espacio de almacenamiento, se han convertido en nuestra principal cámara para hacer foto y vídeo, y se hace necesario que la forma en la que se guardan en ellos sea lo más eficiente posible. Puestos a buscar esa capacidad, no existe nada mejor que HEIF, como veremos más adelante.

El doble de imágenes en el teléfono

Se plantea una gran batalla en esto de los formatos de imagen, poco a poco más empresas van claudicando ante las ventajas de HEIF: nombres como Canon, Apple o Xiaomi ya lo están utilizando en dispositivos que ya están en el mercado.

Las ventajas son múltiples pero lo principal es la capacidad de guardar una imagen a más calidad ocupando menos espacio en nuestro dispositivo. HEIF es un contenedor de información mucho más avanzado, las imágenes requieren entre un 50 y un 60% menos de espacio que un JPEG similar.

Esto significa que te caben el doble de imágenes en tu teléfono de las que tienes ahora, sin haber perdido calidad, así que el primer asalto al JPEG se lo tiene más que ganado. Echad un vistazo a las comparaciones que hace la gente de NokiaTech:

compara

Si a eso le sumamos que es capaz de registrar 10 bits de color, por los 8 bits del JPEG, podemos tener imágenes de mayor calidad si así o necesitáramos. Tampoco tiene problema para trabajar con transparencias, al estilo PNG, otro formato que se puede llevar por delante.

El último punto que tenemos que conocer es que en ese contenedor se puede introducir sonido, con lo que lo convierte en un sistema total para guardar archivos.


Un formato flexible, más allá de las imágenes

La imagen es su principal reclamo, pero HEIF es algo más complejo que un formato para imágenes, realmente es un contenedor en el que caben más cosas, una capacidad que le permite ofrecernos nuevas funcionalidades.

HEIF es un contenedor en el que caben más de una imagen, por lo que con facilidad se puede crear una secuencia, algo que es ideal para el nuevo estilo de imágenes en movimiento que todos los teléfonos son capaces de hacer ahora. Es un tipo de contenido que estrenó Apple con sus Live Photos.

Por esto es además puede convertirlo en un posible competidor del eterno GIF. Gracias a HEIF se pueden generar animaciones cortas que pesen poco para poder ser transportadas con facilidad por la red de redes. De nuevo una comparación por parte de NokiaTech (se puede ver en movimiento en su web):

GIF

¿Cómo lo consigue?

No es nuestra intención meternos en temas demasiado técnicos, pero el secreto de HEIF está en usar un códec muy avanzado de vídeo en fotografías, más concretamente HEVC. Con él se consigue una manera más eficiente de comprimir las imágenes, con una pérdida de calidad mucho menor.

No todo es perfecto

Para conseguir esa eficiencia tenemos que tener en cuenta que la codificación y decodificación de los archivos HEIF requiere más recursos de hardware, por lo que estamos ante un sistema ideado para la nueva generación de dispositivos.

Los tiempos de almacenamiento y carga de una imagen pueden ser significativamente más largos en un teléfono con hardware poco potente o preparado para ello. Los dispositivos que cuentan con procesadores que pueden trabajar a nivel de hardware con el códec HEVC, tienen una gran ventaja para lidiar con este nuevo sistema de imágenes.

Obviamente el JPEG está más que dominado en este aspecto, es un formato que data de 1992, es normal que el hardware actual puede hacer lo que quiera con él.

¿Quién está detrás de HEIF?

mpeg


Pese a lo que mucha gente cree, HEIF no es obra de Apple, a pesar de ser los primeros que han apostado en serio por ello. Sus creadores son el grupo MPEG, también responsables de formatos de audio como el AAC.

Por cierto, HEIF son las siglas de High Efficiency Image Format. Es curioso que Apple utiliza las siglas HEIC (High Efficiency Image Container) pero estamos ante la misma cosa.

Lo apoyan los más importantes, desde Microsoft a Apple

Aunque no se le da el bombo que pudiera merecer, los dos principales sistemas operativos para ordenadores son capaces de interpretar el formato HEIF, tanto Windows 10 (para las imágenes) como macOS.

fb_iphone-ios11-camera

Si nos pasamos a los teléfonos, el lugar donde se ha expandido con mayor facilidad y lógica es en el teléfono de Apple, desde el iOS 11 en 2017 nos acompaña hasta los nuevos productos de la casa de la manzana.

Su utilización más interesante la encontramos en el modo retrato, donde se registran múltiples versiones de una misma toma y se guardan en un mismo archivo. Guarda además información sobre la profundidad de las imágenes.

La otra grande en el mundo de los móviles en usarlo es Xiaomi. Decidió que su nuevo Mi 10 fuera el primer producto en utilizar el formato HEIF, una decisión interesante teniendo en cuenta que hablamos del teléfono con la cámara de 108 megapíxeles, su modelo más avanzado en este campo.

IMG_5652

Si miramos al mundo de las cámaras, la primera en hacer el cambio es el líder del mercado: Canon. Ha introducido la capacidad de grabar en formato HEIF en su cámara profesional 1D X Mark III, pero entendemos que es un cambio que vamos a ver progresivamente en toda la gama. Es de esperar que otras marcas hagan lo mismo.


Compatibilidad con el resto del mundo

Vivimos en un mundo JPEG, es algo a tener muy en cuenta por lo que los dispositivos que generan imágenes HEIF, como los citados anteriormente, tienen mecanismos para exportar esas imágenes a JPEG. Son procesos transparentes, pero es interesante saberlo.

Igualmente existen conversores de imágenes que podemos usar en el caso de encontrarnos en un caso de incompatibilidad, como software de procesamiento de imágenes que no son capaces de leer HEIF. Hay herramientas en línea del tipo “HEIC-to-JPG”.

Terminamos comentando que de cara a la web, el principal rival de HEIF sería WebP de Google, un sistema de archivo muy moderno que puede sustituir a la vez a JPEG, PNG y GIF. Pero no es tan flexible y completo como HEIF.

Imágenes | Vivek Kumar

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!