Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Tecnología

Blue Monday: Siete razones de por qué la tecnología nos hace más felices

5 min

Si estás triste, es culpa del Blue Monday. Pero aquí te dejamos siete razones tecnológicas que te permiten ser feliz día a día


¿Estás triste? No le eches la culpa a que simplemente sea lunes. Hoy, además, es el Blue Monday. Pero ¿qué significa esto?

Literalmente, la traducción de Blue Monday al español es Lunes Azul, pero la expresión poco tiene que ver con los colores. Se refiere a Lunes Triste.

Según Cliff Arnal, un psicólogo de la Universidad de Cardiff (Gales, Reino unido), el tercer lunes de enero es el día más triste del año. Esta afirmación está basada en una ecuación, realizada por él mismo en 2005, que integraba condicionantes como el tiempo atmosférico, la depresión post vacacional después de Navidad, posibles deudas, la fecha para cobrar la nómina, los propósitos y motivación del año nuevo… Toda esta mezcla de variables pesimistas daba como solución que el día más triste del año, el apodado Blue Monday, es el tercer lunes de enero.

Es decir, el frío, no haber cumplido tus propósitos de año nuevo, no haber recibido aún el sueldo de enero, que ya hayan pasado varias semanas desde el fin de las vacaciones de Navidad y las posibles deudas por las fiestas y regalos navideños o por las rebajas de enero son los culpables de que hoy estés triste. O no.

Esto es simplemente una fórmula no matemática que no tiene porqué cumplirse. Es más, para motivarnos, podemos acumular todas las cosas buenas que nos ocurran durante este Blue Monday y sumarlas a las cosas tecnológicas que nos hacen felices día a día. Así, el Blue Monday quizás acabe siendo Yellow Monday.

Poder estar en contacto con nuestros seres queridos aunque estemos lejos

La tecnología nos une; no en el sentido literal, pero sí en el sentido de estar presente aunque estés lejos.

Las redes sociales, como Instagram o Facebook, te permiten saber cómo están tus seres queridos o qué les sucede en su día a día sin tener que estar cerca físicamente. La mensajería instantánea, las llamadas o videoconferencias a través de nuestros teléfonos móviles también nos facilita la conexión con nuestra familia y amigos que viven a cientos de kilómetros de nosotros. Y esto es un punto positivo en nuestras vidas que nos hace feliz cotidianamente.

Hacer nuevos amigos

Al igual que la tecnología nos acerca a los amigos que ya conocemos, la tecnología también nos permite conocer gente nueva con la que poder descubrir nuevas formas de pensar y ver las cosas. Existen cientos de aplicaciones que nos permiten conocer y hacer planes con nuevos amigos: Meet Up, Nextdoor, Bumblenueva… Como cantaba Roberto Carlos: “Yo quiero tener un millón de amigos”. Y la tecnología lo hace posible.

Leer sin tener que encima el libro de 2.234 páginas

Los amantes de los libros en papel y los románticos de la litera que disfrutan del olor de las páginas nuevas de un libro recién comprado no creerán que esto es algo positivo. Pero es evidente que la tecnología hace más fácil que puedas leer un gran libro de cientos de páginas sin tener que cargar con él.

Gracias a los libros electrónicos, podemos evadirnos en nuestras historias preferidas en cualquier lugar, simplemente utilizando un aparato electrónico muy ligero.

Limpiar la casa sin tener que moverte del sofá

La escoba, el cepillo, la aspiradora y la fregona han pasado a mejor vida con el lanzamiento al mercado de los robots aspiradores, comúnmente conocidos como roombas, que es el nombre de uno de los fabricantes de este producto.

Según un estudio de la Harvard Bussines School, encargar a otros la limpieza del hogar nos hace más felices. Lo que quiere decir que es probable que quien tenga uno de estos aparatos tecnológicos es más feliz en su día a día, ya que no tiene que limpiar el suelo de su casa manualmente porque ya hay alguien (mejor dicho “algo”) que lo hace por él.

Controlar tus gastos sin tener que ir al banco

La mayoría de los bancos ya tienen su versión web y aplicación móvil con el que puedes controlar tus movimientos bancarios, pagos de recibos, transferencias a tu cuenta bancaria sin tener que moverte de casa. Todo desde nuestros móviles. Si la felicidad no es ahorrar tiempo haciendo la cola de la sucursal bancaria, ¿qué es?

Pagar sin tener dinero en el monedero

Más de uno estará sufriendo los efectos de la nueva tendencia: “Te lo paso por Bizum”. Los amigos que nunca tienen dinero en efectivo y que siempre se escaquean cuando hay que pagar la cuenta tienen los días contados.

Ahora, hay cientos de aplicaciones móviles para pagar al momento desde tu cuenta bancaria y sin necesidad de tarjeta de crédito. Por no hablar de las aplicaciones que calculan las deudas y los pagos entre un grupo de amigos para que nadie se escaqueé y se dé por invitado.

Las transferencias electrónicas, las formas de pago digitales (como Apple Pay) y los envíos de dineros instantáneos han comenzado a adueñarse de los bolsillos y, ahora, lo difícil es encontrar a alguien con dinero en efectivo en la cartera.

Ver todos los capítulos de una serie del tirón

Los domingos de película, manta y palomitas no serían lo mismo sin plataformas como Sky. ¡Y más, si es gratis durante los 3 primeros meses contratando tu fibra más móvil con 30 GB o GB infinitos con Yoigo!

La facilidad de poder elegir entre cientos de películas y series y, así, poder darte un atracón de la saga o de todas las temporadas de tu serie favorita. Sin estas tecnologías, tendríamos que esperar a que saliese cada semana un capítulo nuevo de la serie o alquilar la película que quisiéramos ver en un videoclub o comprar el DVD.

Buscar el dato que necesites para ganar una apuesta

¿No te ha pasado de saber algo al 99,99% y alguien diga que no es posible o es mentira? Con Internet y los buscadores esto ya no es ningún problema. Además, podrás contrastar información y explicar a todos los presentes el por qué de ese dato. Es como tener una hemeroteca completa en tu bolsillo.

Una gran pregunta de la psicología es: ¿prefieres tener razón o ser feliz? En este caso, podrás tener las dos cosas.

La tecnología es una de esas pequeñas cosas que nos hacen más sencillo el día a día y, al final, más felices.

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!