Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

BLOYGO > Guías y tutoriales

Diferencias entre procesadores octa-core y quad-core

7 min

¿Merece la pena hacerse con un teléfono de ocho núcleos? ¿Qué diferencias tiene con uno de cuatro? Todas las respuestas, aquí.


Quad-Core Vs. Octa-Core... La diferencia entre un procesador con más o menos núcleos se percibe por el usuario como una diferencia de potencia. Esto es, porque los núcleos de un smartphone tienen la capacidad de determinar su fluidez en muchos sentidos.

Por ejemplo, un móvil con procesador de ocho núcleos, Octa-Core, será más ágil que uno con procesador de cuatro núcleos, Quad-Core, con independencia de que pueda darse un caso en el que, por ejemplo, el móvil Quad-Core tenga mejor cámara o más memoria que el Octa-Core.

En fin, que cuando estamos pensando en cambiar de móvil, casi siempre nos fijamos en el tamaño de la pantalla, los megapíxeles de la cámara o la fiabilidad del fabricante, pero casi nunca prestamos atención a un aspecto fundamental para que nuestro terminal funcione de maravilla: el procesador. Quad-Core Vs. Octa-Core constituyen el dilema más común en este apartado y te contamos todo lo que debes saber sobre el cerebro de tu teléfono, el gran desconocido.

Antes de Quad-Core Vs. Octa-Core, ¿qué es el procesador?

Cuando hablamos del procesador de nuestro móvil nos referimos a un chip que hace los cálculos matemáticos para, junto al sistema operativo, hacer funcionar a nivel interno nuestro móvil. Por lo tanto, puede ser uno de los principales culpables de que el teléfono nos vaya lento incluso utilizando cualquier aplicación sencilla, o también puede ser el que se lleve el mérito de que nos vaya fluidísimo jugando al Fornite.

En realidad, el chip es un conjunto de procesadores como el procesamiento central (CPU), el procesamiento gráfico (GPU) o el Sistema de Posicionamiento Global (GPS), cada uno de los cuales se encarga de ejecutar una tarea determinada. Seguramente ya te estés dando cuenta de su importancia aunque no seas un experto en discernir si es mejor Quad-Core u Octa-Core. Y es que esto, en términos absolutos, nos daría más o menos igual si no fuera porque de ello depende el resto del redimiento de tu smartphone.

Por ejemplo, el procesador que estrenó Apple en 2018, el A12 bionic para sus modelos de iPhone, el XS, el XS Max y el XR, prometía un performance superior al de los móviles Apple anteriores que cuentan con chips que van del A8 en el iPhone 6 hacia arriba. Lo mismo ocurre con su evolución de 2019 para el iPhone 11: procesador Apple A13 Bionic bajo la premisa de una fluidez total.

En cuanto a los móviles Android, uno de los procesadores que más destacan son los Snapdragon de la marca Qualcomm, aunque también hay fabricantes que tienen los suyos propios, como Samsung con los Exynos o Huawei con los Kirin.

¿Qué son los núcleos?

Los núcleos (o cores, en inglés) son divisiones dentro de un procesador para poder repartir las órdenes que tenga que ejecutar el móvil y convertirlo en un cerebro multitasking. Por ejemplo, un núcleo puede ser el encargado de abrir una app y hacer que funcione, mientras que los demás pueden centrarse en que el sistema no se trabe.

Lo habitual hoy en día es encontrar móviles de cuatro núcleos, también llamados quad-core, o de ocho núcleos, conocidos como octa-core.

Octa-Core = dos Quad-Core

Mayoritariamente -por no decir "siempre"- los móviles tienen un procesador Quad-Core o dos procesadores Quad-Core que forman ocho núcleos, es decir, el Octa-Core.

La gracia de meter dos procesadores Quad-Core para funcionar en conjunto como un procesador Octa-Core, está en que funcionarán alternativamente para evitar que el móvil se trabe. No obstante, esto no garantiza que un móvil Octa-Core sea más rápido que uno Quad-Core. Esto es porque los GHz de los dispositivos también inciden en su fluidez.

Utilizar alternativamente los núcleos o grupos de núcleo en un smartphone, además, favorece el ahorro de energía. De esta manera, es posible afirmar que -como norma general- en caso de tener dos dispositivos con idénticas prestaciones, el que tiene Octa-Core tendrá más autonomía que el de Quad-Core, simplemente porque la alternancia entre los núcleos optimizará el uso de la energía de la batería.

Igualmente, los dispositivos Octa-Core deberían dar una sensación de mayor agilidad en la ejecución de algunas aplicaciones muy demandantes. La explicación es que si un grupo de Quad-Core se bloquea, se apaga o sufre un recalentamiento, el otro puede activarse para suplir sus funciones sin que el usuario se dé cuenta.

Otras diferencias entre procesadores con más o menos núcleos

Como hemos visto, los núcleos ayudan a repartir el trabajo que le estamos exigiendo a nuestro móvil al utilizarlo. Por lo tanto, contar con más núcleos nos ayudará si lo que queremos es tener abierto un videojuego con gráficos pesados y poder utilizar simultáneamente otras apps sin que el videojuego tenga cortes o se ralentice al cargar.

Esto nos llevaría a pensar que cuantos más núcleos tenga nuestro teléfono, mejor, pero hay que tener claro que si tan solo vamos a estar jugando al videojuego, quizá no notemos tanto la diferencia entre núcleos. Además, también entran en juego otros factores como lo potente que sea el chip o el sistema operativo que lo accione.

Mejor procesador: ¿Octa-Core o Quad-Core?

Podríamos decir que es claramente mejor contar con un móvil con procesador de ocho núcleos que uno de cuatro pero, como hemos visto en el apartado anterior, debido al uso que le demos al terminal o al sistema operativo que tengamos, podríamos no notar ninguna diferencia.

Es como tener un tener un deportivo de alta gama o un coche urbano. En principio, diríamos que es mejor el deportivo pero si no le sacamos provecho, los dos nos servirán para lo mismo con la diferencia de que uno nos habrá costado más dinero.

Ahora bien, para intentar aprovechar al máximo esos ocho núcleos, suele ser habitual que cuatro estén centrados en el rendimiento del teléfono y los otros cuatro en tareas de eficiencia energética para optimizar el uso de la batería. De este modo, podremos poner a prueba nuestro teléfono sin que los mAh sufran las consecuencias.

También puede ser que veamos móviles de ocho núcleos divididos en un hexa-core (seis núcleos) y un dual-core (dos núcleos) en lugar de en dos quad-core (cuatro núcleos), como en el caso del Samsung Galaxy A8. Eso significa que seis trabajan en unas tareas y los otros dos, en otras.

Móviles de ocho núcleos a precio de 2018

Prácticamente todos los teléfonos actuales de gama alta y media cuentan con un procesador Octa-Core de ocho núcleos. Solo por poner algunos ejemplos, tendríamos dentro de este grupo al iPhone XS, al Huawei P Smart, el BQ Aquaris X2 Pro o el Motorola Moto G6.

En este artículo encontrarás los mejores móviles de gama alta y gama media del 2018, todos ellos cuentan con un procesador de ocho núcleos.

Mejores smartphones Octa-Core de 2019

Si lo tuyo es hacer que salgan chispas de tu móvil porque lo mismo le respondes un Whatsapp a tu madre que repartes estopa en el Fortnite, posiblemente necesites un móvil Octa-Core para garantizar tu supervivencia, tanto por no enfadar a tu madre, como por no tener latencia en tus videojuegos. Aquí nuestra selección de smartphones Octa-Core que están partiendo la pana en 2019 y enlaces de compra en Yoigo para que el precio no sea un problema.

Huawei P30 y Huawei P30 Pro

Habitual en los ránkings de mejores móviles Octa-Core, Huawei exhibe en 2019 el Huawei P30 Pro como buque insignia ideal para aquellos que busquen potencia y fotografías de mucha calidad. Su hermano menor, el Huawei P30, de menor tiene muy poco y es una opción que resuelve muy bien las necesidades de la mayoría de los usuarios con las apps más frecuentes; a saber: Whatsapp, Facebook, Instagram y muchas otras en las que el real time es uno de los elementos más demandantes.

Xiaomi Mi 9

Opción resultona donde las haya. El Xiaomi Mi 9 cumple cabalmente con un uso intensivo y, ¿por qué no?, exigente. La apuesta de alta gama de Xiaomi para 2019 viene equipado con Octa-Core. Además, incorpora 2.8GHz y 6GB de RAM, más que solventes para exprimir al máximo su triple cámara fotográfica.

Samsung Galaxy A70

Samsung prácticamente ha asumido el Octa-Core como un compromiso irrevocable para con sus usuarios. El Samsung Galaxy A70 te gustará porque es un buque insignia atrapado en el precio de un gama media, sobre todo si lo pillas con la oferta de Yoigo.

Ahora ya sabes qué es un procesador, un núcleo y las diferencias entre procesadores Octa-Core y Quad-Core, es decir, de cuatro y ocho núcleos. Si tu móvil se traba y consideras que no va a la velocidad que debería, o si le exiges mucho a tu terminal y necesitas un procesador a la altura, igual es momento de empezar a pensar en un plan Renuevo.

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!