Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

BLOYGO > Internet

Instagram admitirá por fin los videos horizontales

5 min

Su plataforma de videos de larga duración, IGTV, no ha logrado imponer el formato verticaln


Después de muchas y muchas quejas, los directivos de Instagram han aceptado la petición de sus usuarios: admitirán los videos horizontales. Eso es lo que han anunciado desde Instagram, la red social que arrasa con sus filtros y que ha intentado imponer el formato vertical que no han llegado a gustar.

Cuando hace unos meses Instagram lanzaba por primera vez su plataforma de videos de larga duración bajo el nombre de IGTV, se habían encontrado con una queja común entre los usuarios, y es que los videos publicados en este servicio solo podían ser de manera vertical.

Según la empresa, esta decisión se debía a la “evolución natural de la aplicación”, que tuvo un buen resultado con sus imágenes y grabaciones en vertical en su apartado de stories, en favor de los intereses de los usuarios.

Era, en cierto modo, el sello propio de la red social, que se negaba a sucumbir al formato horizontal. Así es como aparecieron y se instalaron los stories en nuestra vida, en vertical. Y sin darnos cuenta, hemos logrado ver su encanto y hemos ido asimilando este formato de manera que ya no concebimos esas historias de otra manera y hasta nos rechina cuando alguien publica una foto o un video grabado horizontalmente.

Su gran competidor en el ámbito de los videos es Tik Tok, que se mantiene como el rival más fuerte en cuanto a contenido en vertical. A ellos la técnica les funciona muy bien y los usuarios han logrado adaptarse a esta manera de grabar.

Visto el éxito de estas dos apps, otros se echaron las manos a la cabeza. De hecho, YouTube se lanzó a probar también con los videos en vertical para ver si lograba afianzar el formato como la habían hecho estas otras aplicaciones. Pero el éxito no fue el esperado y acabaron reculando. Ahora, los videos en este formato que se publican en YouTube acaban teniendo una apariencia poco atractiva con un marco desenfocado y un espacio demasiado grande en los laterales.

Volviendo al tema que nos ocupa, la tele de Instagram tuvo unos inicios algo inciertos pero poco a poco ha ido ganando fans de todo tipo en la red social. Una de las claves que ha ayudado a su popularización es el uso que algunos influencers han empezado a darle uso. Aquí en España, por ejemplo, la youtuber María Herrejón ya ha incluido IGTV como uno de sus medios para publicar contenido. Las reinas de Instagram, Kim Kardashian y Kylie Jenner también se han sumado a esta tendencia.

De los videos más habituales que podemos encontrar en IGTV están los tutoriales, ya sean de maquillaje, manualidades, cocina… y videos de opiniones. Muchos de los que hacen este tipo de videos estaban hasta ahora instalados en YouTube, pero han empezado a hacer progresivamente el cambio a Instagram.

Igual que éxitos, en la plataforma hemos podido encontrar algunos fails. Nadie olvidará el video de Anthony Hopkins corriendo por la casa y grabándose con la cámara frontal de su móvil. El resultado de aquella aventura no fue el deseado, pues el video solo logró captar la expresiva cara del actor de Hannibal que algunos describieron como “excéntrica” y “muy graciosa”. Otros casos incluyen cortes de partes del cuerpo o limitaciones en el plano, que se acentúa cuando el video se graba en espacios exteriores.

Y aunque sí que había cierto movimiento en el servicio, no era el deseado por la empresa. Ya desde el lanzamiento de la plataforma se encontraron con que tanto creadores de contenido como espectadores compartían una queja: se sentían molestos por el hecho de que los videos solo se pudieran grabar en vertical, que en cierta manera limitaba los videos a la hora de ser grabados. Algunos de los usuarios se quejaban de que además esto requería más tiempo de trabajo no solo en la grabación sino también en la fase de edición.

Por eso, cuando está a punto de cumplirse un año desde que el servicio llegó a la app, han decidido dar un paso atrás y ya preparan la actualización de la aplicación de manera que admita todo tipo de videos. Tal y como la propia red social ha explicado, el cambio se debe a los comentarios que han recibido de los usuarios. “Sabemos que esta es una evolución desde que empezó IGTV. Creemos que es el cambio correcto para espectadores y creadores”, ha afirmado la empresa en su blog.

De hecho, algunos de los creadores de contenido pasaban de esta norma no escrita y optaban por subir sus videos grabados horizontalmente de manera que los espectadores simplemente tenían que girar sus dispositivos móviles y sentarse a disfrutar.

Esto recuerda a lo que ocurrió al principio con las fotos de la aplicación. Si recordáis, durante los primeros años de vida de Instagram las fotos solo podían subirse en cuadrados. Aunque conseguimos acostumbrarnos durante un tiempo, la libertad de formato que se instaló en la app en 2016 nos encantó. La propia empresa, que pertenece Mark Zuckerberg, ha comparado estas dos situaciones: “En muchos sentidos, abrir IGTV a más que simples vídeos verticales es similar a cuando Instagram dejó de ser una app exclusivamente de fotografías en formato cuadrado en 2015. Aquello permitió un aumento de la creatividad y aumentó las interacciones, y pensamos que lo mismo ocurrirá con IGTV”, explicaban.

Cabe destacar que, por ahora, IGTV no está aportando ningún tipo de beneficio a Instagram. Aunque desde la dirección están contentos con la existencia de la plataforma, que en un principio no todos en la empresa apoyaron, explican que aún no han podido monetizar este servicio.

Y es que a diferencia de otras plataformas como YouTube, la “tele” de Instagram no cuenta con un sistema de anuncios que ayude a generar beneficios económicos ni a la empresa ni a los creadores de contenido. Precisamente es la ausencia de un programa de remuneración lo que echa para atrás a algunas personas a la hora de unirse a este servicio.

Algunas personas han visto este paso como una muestra de rendición desde la empresa, que ha intentado sin éxito imponer su propio estilo. Sin embargo, este movimiento supone una gran ayuda para los creadores de contenido. Y es que youtubers, influencers y demás estrellas de redes sociales podrán publicar sus videos en las diferentes plataformas, sin tener que hacer cambios en edición o incluso grabar dos veces un mismo contenido para adaptarlo a los diferentes formatos.

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!