Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

BLOYGO > Entretenimiento

Red Dead Redemption : estas son las películas que han inspirado el videojuego

3 min

Si lo flipas con el mundo de ranchos y cowboys de Red Dead Redemption II, vas a gozar con las películas que inspiraron la saga.


La historia se repite y los televisores de casa vuelvan a llenarse de cowboys, salones de madera y persecuciones a caballo. No, no ha empezado la tercera temporada de Westworld. Hablamos de la segunda entrega de Red Dead Redemption, que ha tardado casi diez años en llegar a nuestras consolas.


La empresa de videojuegos Rockstar Games, también creadora de la saga Grand Theft Auto, ha vuelto a cubrirse de gloria con otro juegazo que marcará una época por su inabarcable mundo y su cuidada narrativa con más de 500.000 líneas de diálogo. Si la saga western más famosa del mundo de los videojuegos te ha enamorado hasta las trancas, fliparás con todas las referencias que podemos encontrar en las películas del oeste.

Grupo Salvaje (1969)

En los títulos y pósters de Grupo Salvaje podemos ver claramente el mismo estilo que se muestra en la iconografía de la saga de Red Dead Redemption.

En la película, aquel Viejo Oeste sin ley está desapareciendo y la banda se ve forzada a confrontar la modernidad o llegar a un sangriento final. Grupo Salvaje empieza con la banda protagonista huyendo de un atraco que sale mal, dirigiéndose a México.

Así es básicamente como empieza Red Dead Redemption 2, excepto que la banda de Dutch Van der Linde cabalgan en dirección norte hacia las montañas nevadas, en lugar de hacia México.

En este western, los protagonistas vuelven a ser un grupo de pistoleros entre los que destacan Paul Newman como jefe de la banda y Robert Redford como su fiel compañero.

Como pasa en la saga de videojuegos, nos situamos en una época en la justicia empieza a abrirse paso así que cuando ambos asaltan un tren, un grupo de hombres comienza a perseguirlos por su delito. Lo mismo le sucede a la banda de Dutch Van der Linde, que tiene que huir constantemente de sus perseguidores, un conjunto de de pistoleros de la Agencia de seguridad privada Pinkerton, siendo muy conscientes también que no podrán huir para siempre.

El desertor de El Álamo (1953)

En El desertor de El Álamo, la película empieza con el protagonista huyendo de un territorio acechado para poner a su familia a salvo. Sin embargo, llega tarde y se encuentra con que esta ha sido asesinada. De este modo, nuestro protagonista jura venganza contra los que la asesinaron.

¿Te suena la historia? Exactamente, El desertor de El Álamo empieza tal y como acaba Red Dead Redemption, con la muerte del protagonista, John Marston, y su hijo Jack buscando venganza pocos años después.

El asesinato de Jesse James por el cobarde Robert Ford (2007)

En el único western que tenemos en esta lista del siglo XXI, Brad Pitt interpreta a (adivinad) un famoso pistolero perseguido por todo quisqui debido a la recompensa que conlleva su captura. De nuevo, nos situamos en los principios de la modernización del Lejano Oeste y el declive de la impunidad desde la perspectiva de una banda de atracadores, Mismo universo y misma perspectiva que en Red Dead Redemption II.

Como le sucede a Brad Pitt, Arthur Morgan, el protagonista de Red Dead Redemption II, también debería haber confiado menos en su círculo más íntimo. Pero claro, a duelo pasado todo se ve muy fácil. Además, no podemos olvidarnos de la escena del atraco nocturno al tren que vimos en los trailers del nuevo título, donde se aprecia claramente la inspiración en la película.

El legado de Clint Eastwood

En el primer videojuego de la saga, cabalgando con John Marston podemos encontrarnos con una tumba en la que hay escrito “cowboy sin nombre”. Este epitafio hace referencia al personaje de Clint Eastwood en tres películas como Por un puñado de dólares, La muerte tenía un precio y El bueno, el feo y el malo, en las que Eastwood es conocido como “el hombre sin nombre”.

Además, la trama de Sin Perdón, la película dirigida y protagonizada por el bueno de Clint, es muy parecida al primer videojuego de la saga. Un pistolero retirado que debe hacer un último trabajo para sacar adelante a su familia.

Ver cualquiera de estas películas tras haber jugado al Red Dead Redemption II es un grandísimo plan casero (eso sí, asegúrate de tener la fibra de Yoigo) y hará que te sumerjas de lleno en el mismo universo en el que se inspiraron los creadores de Rockstar Games para crear esta impresionante saga. Un mundo de polvo, pistolas en cartucheras y míticos duelos al sol que nos ha cautivado desde los años 30 en el cine y que, gracias a videojuegos como estos, seguirá conquistando nuestros corazones aventureros.

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!