Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Internet

Cardano: todo lo que necesitas saber sobre esta criptomoneda

6 min

¿Cómo ha conseguido esta simple divisa convertirse en la referencia de las altcoins en los últimos años? Vamos a averiguarlo.


Seguramente habrás oído hablar de ella en las últimas semanas porque ha sido una de las mayores beneficiadas del mega halving vivido el pasado abril en el mercado de las critpomonedas.

Cardano, comúnmente conocida como ADA (por su matriz) bebió de los tejemanejes muskianos para convertirse en nada menos que la tercera divisa electrónica más grande del sector, rozando los 40.000 millones de dólares de capitalización.

Si miramos su evolución en Coinbase descubriremos que tras más de dos años estabilizada en el rango de los 0,05 – 0,1 dólares, la primavera la impulsó nada menos que un 2,500% hasta superar el dólar y medio por unidad.

precio cardano

Las restricciones del gobierno chino y los movimientos de Musk, eso sí, no han ignorado a esta moneda, que actualmente (a fecha de julio de 2021) cotiza por unos 1,04 dólares. Aun así, le ha salido bastante bien la jugada a sus inversores ¿no?

Para entender este fenómeno no hay que viajar tanto en el pasado como hicimos en el caso de la Dogecoin, pero sí tenemos que coger el DeLorean y volver hasta finales del pasado 2017. Fue en ese momento cuando uno de los padres de Ethereum dio el campanazo.

¿De dónde ha salido Cardano?

Si tenemos que buscar un origen del gigantesco mercado de las altcoins, inevitablemente tenemos que mirar hacia Ethereum; la segunda criptomoenda más importante, y la responsale de iniciar la locura por los proyectos blockchain.

Es de esta misma de la que se descolgó en 2017 Cardano. Charles Hoskinson, unos los cofundadores de Ethereum, decidió abandonar el desarrollo de la moneda tras disentir sobre los fines de lucro que se estaban adhiriendo a la misma.

Hoskinson estaba convencido de que todavía era posible seguir evolucionando el concepto original de Nakamoto, y apostaba firmemente por una tercera generación de criptomonedas (siendo el Bitcoin la primera y el Ehtereum la segunda).

Por eso, tras su marcha fundó la compañía de blobkchain IOHK y empezó a trabajar en el desarrollo de una nueva divisa. Una que sería más rápida, segura y estable que las vistas hasta la fecha.

Este proceso, que inició el ingeniero en 2015 y que finalizó a mediados de 2017, terminó dando lugar a la ahora conocida como Cardano (ADA).

¿Por qué esos nombres? Quienes están detrás de la moneda son académicos e ingenieros tanto de IOHK como de la Universidad de Edimburgo, la Universidad de Tokio y otras instituciones educativas de renombre.

Así entenderás que Cardano sea una referencia al apellido de Girolamo Cardano, el médico, filósofo y matemático del Renacimiento italiano, y que ADA sea un guiño a Augusta Ada King o condesa de Lovelace, hija del poeta Lord Byron y pionera temprana de la programación computacional.

ada king cardano

Podrías pensar que una moneda de corte tan “friki” no tendría éxito, pero viendo el triunfo de otras divisas, no te sorprenderá si te decimos que, tras debutar con una capitalización de 600 millones de dólares, en pocos meses Cardano ya superaba los 10.000 millones.

La fórmula mágica de ADA para crecer

Si el Bitcoin funciona mediante el sistema llamado “prueba de trabajo” (PoW), Cardano opera mediante una “prueba de participación” (PoS o proof of stake) llamada Ouroboros (sí, mismo nombre que el símbolo griego del ciclo eterno de la vida).

¿Cómo funciona? En lugar de una red de mineros que compiten por resolver un rompecabezas con su potencia de procesamiento, Ouroboros emplea una red de participantes que han invertido en la moneda (también conocidos como validadores).

Estos no compiten entre sí con equipos computacionales cada vez más potentes, sino que luchan apostando el propio token de Cardano. Es decir, ADA. El sistema selecciona como ganador así, a quien ha invertido más y durante más tiempo en estos tokens.

A partir de ahí el resto del proceso es el de siempre: otros validadores confirman que el bloque (el ganador) es correcto, y tras alcanzar un número mínimo de validaciones la red pasa a actualizar la cadena de bloques.

¿Qué incentivo tienen los participantes? Cada validador implicado recibe una recompensa en ADA distribuida proporcionalmente según la inversión realizada.

Aunque no queremos entrar en aspectos técnicos (como que la red utiliza el lenguaje de programación Haskell), tienes que saber que la blockchain de Cardano se divide en dos capas bien diferenciadas:

  • Capa de liquidación de Cardano (CSL): aquí se aloja el libre de cuentas y balances en el que se validan las transacciones mediante el mecanismo de consenso de Ouroboros.
  • Capa de computación de Cardano (CCL): en este layer se ejecutan todos los cálculos de las apps que participan en la blockchain. No olvidemos que esta moneda está basada en Ehtereum y que también depende de los smart contrats.

Al distribuir la cadena de esta forma los creadores pretendían agilizar el lento proceso que lastraba a Ethereum, y permitir que la red pudiera procesar teóricamente hasta 1 millón de transacciones por segundo.

Lo que diferencia el PoS de Cardano del resto

No te pienses que el funcionamiento de Cardano es único. La prueba de participación está muy extendida en la vertiente de las altcoins y es la más frecuente de ver cuando no hablamos de Bitcoin.

Lo que diferencia a esta divisa del resto es la presencia de intervalos (slots) y ciclos (epochs) en el sistema Ouroboros. Los primeros duran un segundo, mientras que los últimos se reproducen cada 5 días a 432.000 slots.

Dejando de lado las fórmulas, estos elementos confieren al Pos una protección frente a hackers que pretendan aprovecharse del protocolo: cada validación solo puede completarse en su epoch y slot correspondiente, en un espacio de 20 segundos de actuación.

Si no se llega a tiempo, el participante tiene que esperar obligatoriamente hasta el siguiente slot para volver a intentarlo. Eso por no contar que los bloques que no ganan se rechazan para evitar la generación de forks.

Es algo complejo, pero solo tienes que saber que la recompensa actual por bloque generado ronda los 750 ADA.

¿Tiene futuro Cardano?

Frente a las elevadas comisiones, la falta de seguridad, la pésima escalabilidad y la complejidad de los procesos de Ethereum, Cardano ofrece sencillez, seguridad para todas las partes y una elevada eficiencia energética (clave de cara a la percepción de las instituciones).

El mismo Hoskinson la ha llegado a llamar “asesina de Ethereum” por el sorpasso de la moneda en materia de crecimiento. En la actualidad ya hay más de 379 activos en su blockchain y los creadores tienen como objetivo futuro atraer a unos 22 millones de desarrolladores.

¿Lo conseguirá? Todavía tiene mucho camino por recorrer. Está muy por detrás del Ethereum en valoración, la cual además sigue monopolizando el interés de 19 de las 20 principales dapps del mercado.

Su principal baza para triunfar se estrenó este mismo 2021, con el lanzamiento de la actualización Mary. Esta, entre otras cosas, permitirá tanto emitir tokens como generar los controvertidos NFT desde su blockchain.

Es el camino hacia la descentralización absoluta; hacia la compatiblidad de los Smart contracts de Ethereum y hacia la implementación de una gobernanza sostenida por la comunidad.

En el futuro, hasta podríamos hablar de una tesorería automatizada para financiar la red.

Sea o no caballo ganador, frente a la gran volatilidad que está viviendo el mercado de las criptomonedas estos meses, poner un ojo sobre Cardano no parece una idea nada descabellada.

Eso sí, siempre con precaución e informándose correctamente. No hay que ignorar que el límite de la divisa es muy elevado (45.000 millones de tokens ADA) y que no deja de ser una opción deflacionaria.

SUSCRÍBETE Y GANA PREMIOS

LO + TOP

RELACIONADOS