Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Tecnología

Cómo hacer buenas fotos con el móvil en la playa

11 min

Este verano es especial y merece ser recordado con las mejores fotos que se puedan hacer con un móvil en la playa. ¡A por ello!


Cada vez son más las personas que sienten una auténtica devoción por hacer fotografías artísticas y de calidad con su teléfono móvil y por ello se preguntan cómo hacer buenas fotos en la playa.

Porque pocos entornos tienen tanto encanto y al mismo tiempo tantas dificultades para hacer fotos como la playa. Altas temperaturas que afectan a tu móvil haciendo que muchas veces no funcione como debería, luz directa del sol que muchas veces es muy complicada de eludir para lograr fotos nítidas. Gente apareciendo en tus fotos sin que tú les hayas invitado... En fin, que lo mejor es que te equipes con una serie de trucos para que puedas sacarle partido a los paisajes y entornos que visites.

Cómo hacer una buena foto en la playa

Toma nota y te convertirás en un auténtico as de las fotografías. Seguro que serás la envidia de tus amigos y querrán preguntarte cuál es el secreto. Siguiendo unos simples consejos, verás una gran diferencia entre las fotos que hiciste hace unos años y las que harás a partir de ahora.

gameboy canon

1. El horizonte lo inventó un fotógrafo

Esa línea que separa el mar del cielo está ahí para que tus fotos molen. Creemos que lo inventó un fotógrafo, no tenemos pruebas, pero tampoco dudas. Así que presta especial atención al encuadre e intenta que no quede torcido el horizonte. La foto puede ser muy bonita, pero si el horizonte no se aprecia bien, no tendrá el mismo resultado.

2. Aplica la regla de los tercios

Se trata de una ley del horizonte​ en el caso de que se hagan fotos de paisajes. La regla dice que el horizonte debe estar colocado de forma estratégica en la línea inferior o superior para poder darle prioridad al cielo o a la tierra, entre otros elementos. Es decir, en una foto del mar, este podría ocupar o un tercio o dos, dependiendo del protagonismo que quieras darle.

Cuando no son fotos de paisajes, la regla de los tercios se puede interpretar, según muchos fotógrafos, como situar el punto de interés (persona, perrito, persona con perrito) de manera que ocupe un tercio del total de la foto.

  • Si es una imagen horizontal, estas líneas imaginarias que dividen la foto en tres serán horizontales.
  • Para fotos verticales, las divisiones imaginarias serán verticales.
  • Al tratarse de fotos cuadradas, por ejemplo, para Instagram, la posición vertical u horizontal de esas divisiones en tercios dependerá del elemento principal de la imagen. Por ejemplo: un bol de cereales requerirá que pienses en horizontal, mientras que una bandera en la playa supondrá que te imagines franjas verticales.

3. Busca el detalle

Hacer una fotografía que impacte no es una tarea tan sencilla como parece. Se trata de ser ingenioso, sacarle partido a los detalles y, sobre todo, de ser muy creativo. Los detalles marcan la diferencia y en un pequeño elemento o tonalidad puede residir el éxito de una imagen.

4. Enmarca la foto

Son muchas las personas que toman una captura sin haberla enmarcado previamente. Se trata de un error muy frecuente debido a las prisas por hacer la instantánea, o bien por la falta de experiencia con el material empleado.

5. Sácale partido al sol

Es importante que juegues con las perspectivas y que aprendas a sacar el lado más bonito que ofrece el sol, según la hora que sea. Los amaneceres son uno de los momentos favoritos de muchos y una oportunidad ideal para conseguir una foto perfecta en la playa.

Ten presente que si apuntas al sol las personas se verán oscuras. Suponiendo que quieres hacer un retrato y ves totalmente oscura la cara de tu modelo, bastará con que cambiéis de posición o esperéis a que el sol se mueva para que quede bien.

6. No abuses de los filtros

En numerosas ocasiones, una foto natural ya es bonita de por sí, sin necesidad de emplear ningún efecto. De todos modos, si te estás preguntando qué filtros ponerle a las fotos de la playa, es importante que apuestes por algunos que no cuenten con demasiada saturación ni que apliquen muchos contrastes. Lo mejor es que el resultado sea lo más parecido a la realidad posible.

7. Huye de las poses forzadas

En el caso de que quieras saber cómo posar en las fotos de la playa, el mejor consejo que podemos darte es que improvises. Un posado artificial nunca conseguirá el resultado que buscas, a no ser que seas un experto a la hora de posar. Debes ir en sintonía y en armonía con el ambiente y adaptarte a tu entorno en todo momento.

8. Juega con la perspectiva

Las primeras fotografías casi nunca son las buenas, así que te aconsejamos que juegues con las perspectivas hasta encontrar un plano que te convenza. Puedes ir probando diferentes ángulos hasta dar con el que te seduzca.

9. Elige bien la óptica que vas a usar para hacer retratos en la playa

La óptica es muy importante para que la foto quede bien definida y encuadrada. También es importante que aproveches los amaneceres y los atardeceres, ya que te darán instantáneas realmente sorprendentes y únicas. Además, le dan un toque especial y diferente a cada foto.

Cómo conseguir fotografías de diez

Más que preguntarte cómo hacer fotos en la playa con el móvil, lo primero que debes saber es que necesitas un buen aparato electrónico, pero, además, también necesitas mucha creatividad e improvisación. Ni el móvil lo es todo ni los trucos son la panacea.

Que apps poner en tu móvil en tu próximo viaje

Para empezar, es importante que identifiques tu elemento principal (que puede ser una persona o un objeto) y que lo saques en el mejor lugar de la fotografía. Colócale a un lado, preferiblemente al derecho, ya que es donde primero se suele mirar. Y tampoco olvides buscar la armonía con el resto de elementos.

También te recomendamos que te muevas para ir estudiando las posiciones. Una buena forma de sacar una fotografía de diez es analizando el entorno y los cambios que se producen.

Otros trucos para hacer fotos que te resultarán útiles

Algunos trucos más para conseguir el resultado esperado a la hora de sacar fotografías en la playa son:

Encuadres naturales

Debes ser capaz de conseguir encuadres naturales, es decir, que no se vean forzados. Juega con tu posición y con el ángulo desde el que quieras hacer tu foto. Debes recordar, asimismo, que tu posición debe variar en función de tu objetivo.

Busca los mejores colores y las mejores horas

El éxito de un buen fotógrafo reside en tener mucha paciencia. Te aconsejamos que busques la luz del mediodía en el caso de que quieras conseguir un color intenso del mar. Por otro lado, si deseas conseguir tonos más turquesas o rojizos, el sol del atardecer es perfecto.

Edita las fotos con el ordenador o con aplicaciones de retoque fotográfico

En el caso de que tomes una fotografía y el resultado no sea el esperado, siempre puedes usar aplicaciones como Lightroom, Canva o Illustrator para realizar pequeños retoques y conseguir el resultado esperado. Es una forma de reencuadrar la imagen, eliminar errores o distracciones y corregir la saturación o los colores.

Haz coincidir las líneas

Como hemos comentado anteriormente, es importante que cortes la imagen en partes iguales y que conectes las diferentes líneas entre sí. Conseguirás más armonía en la foto y, además, estará bien dividida.

No abuses de los elementos

Otro error común es el de sacar demasiada información en las fotografías. A pesar de que actualmente estén de moda las instantáneas minimalistas, muchas personas siguen cargando demasiado sus fotos.

Lo ideal es aplicar la ley de la simplicidad y sacar un plano más cerrado de los diferentes elementos. Menos es más. Por otro lado, hay elementos que ya son lo suficientemente descriptivos como para combinarlos con otros que podrían restarle importancia.

Este aspecto es de vital importancia para no distraer la atención del espectador y hacer que dirija su mirada hacia aquello que realmente pretendes destacar. Hay elementos, como las palmeras o las rocas, por ejemplo, que son de gran utilidad para conseguir un buen encuadre.

Que el sol no te juegue malas pasadas

A pesar de que se diga que el sol favorece en la mayoría de fotografías, no es del todo cierto. Debes aprovechar las mejores horas de sol, que suelen ser las primeras y las últimas del día.

Puedes guardar unas horas de tu agenda y sacarle partido a tu móvil capturando momentos realmente mágicos al inicio y final del día.

Conseguirás que tus resultados sean mucho mejores y, además, evitarás aglomeraciones de gente. Lo mejor es que no te harán falta demasiados filtros, ya que los tonos cálidos que podrás capturar serán los reales.

Debes tener en cuenta que, a medida que el sol va levantándose, menos suele favorecer a la fotografía en general, tanto de paisajes como de posados o detalle. Esto es debido a que se crean contrastes demasiado fuertes y sombras que no siempre quedan bien.

Acuérdate de vigilar la posición y de medir la luz, ya que te puede jugar malas pasadas. Prueba con diferentes posibilidades y siluetas y muévete con naturalidad.

Escoge objetos de forma estratégica

Si tu objetivo es apostar por la fotografía de paisajes, lo mejor es que incluyas elementos que llamen la atención y que contrasten con el fondo escogido. Puedes aprovechar algas, conchas, gafas de sol o cremas, por ejemplo, y que estos objetos vayan a conjunto con el resto. De este modo, conseguirás alejarte de las fotos típicas y marcar la diferencia.

Rompe con lo convencional

Debes ser capaz de darle un toque especial a tus capturas y, sobre todo, que transmitan tu personalidad y tu esencia. El sello personal es el que marca la diferencia y el que hará que consigas resultados innovadores.

Aprovecha tu posición y prueba diferentes poses: túmbate en el suelo, agáchate, súbete a un punto elevado, quédate de rodillas, etcétera. Las perspectivas menos convencionales son las que realmente hacen de una foto una auténtica obra de arte.

Apuesta por los retratos en la playa

No hay nada mejor que una bonita sonrisa combinada con una puesta de sol mágica. Es tu oportunidad para hacerle fotos a tus seres queridos o incluso a ti mismo.

photo-1560280123-34530b67c84d

Puedes aprovechar para tomar capturas improvisadas cuando las otras personas estén haciendo algo. Personalmente, creemos que son las que quedan mejor. Inmortalizar las reacciones de las personas es lo que permite que los gestos y las poses sean naturales.

Por otro lado, es importante que le des protagonismo a la persona que ocupa la imagen y a sus puntos fuertes. Si, por ejemplo, tiene unos ojos bonitos, puedes hacerle un primer plano de sus ojos a conjunto con el azul del mar. Ten en cuenta la apertura del diafragma y la profundidad de la foto para que quede bien encuadrada.

Las fotos en la orilla y dentro del agua son realmente mágicas. También otra idea es que puedes hacer que no aparezca nada de cielo y que únicamente se vea el mar y la persona fotografiada.

Cuida de tu teléfono móvil

Te aconsejamos que cuides constantemente del objetivo y que mantengas tu teléfono a resguardo, para que no se dañe con arena, sal o humedad. Asimismo, es de vital importancia que cuides tus pertenencias y que no dejes tu teléfono en cualquier lugar.

Para no dañar tu herramienta de trabajo debes ir bien equipado y usar el móvil cuando sea más oportuno. Tampoco dejes tu aparato electrónico en el suelo ni encima de la toalla, ya que podría romperse o dañarse.

Desgraciadamente, las altas temperaturas a veces perjudican los dispositivos electrónicos. Así, te recomendamos que, mientras estés pensando cómo plantear o enfocar la sesión de fotos, guardes tu teléfono móvil dentro de una bolsa y a la sombra. Es la mejor forma de evitar incidentes y de asegurarte de que, cuando lo uses, estará en perfectas condiciones.

Inspírate o usa referencias fotográficas

Todos necesitamos algo de inspiración para conseguir una buena imagen. Por lo tanto, es conveniente que vayas preparado a la sesión. Una forma de obtener referencias es consultar las redes sociales, bancos de imágenes o páginas web de personas que te inspiren. Luego, puedes adaptar estas ideas a tu propio estilo. Si vas con algunos conceptos claros, seguro que tus fotos en la playa saldrán mucho mejor.

Fotografía los fenómenos naturales

A pesar de que muchas personas aman fotografiar el sol, a algunas otras les gusta fotografiar la lluvia, las tormentas o la nieve. En la playa también podrás contemplar escenas realmente sorprendentes de estos fenómenos y conseguir imágenes un tanto diferentes a las habituales. Por ejemplo, las nubes, el viento y el mar alborotado pueden darle una gran fuerza a tu foto.

Dependiendo de tus necesidades y preferencias, puedes ir en una época del año o en otra. Pero, sobre todo, debes ser precavido y no ponerte en peligro en ningún momento solo por conseguir una foto. En estas ocasiones, te vendrá genial tener focales largas, para así mantener siempre una distancia de seguridad.

Juega con la velocidad de obturación

Si deseas capturar el movimiento del agua o de las olas, deberás tener en cuenta la velocidad de obturación y revisarla constantemente. Además, puedes registrar los elementos de diferentes modos y jugar con las diversas posibilidades que te ofrece la velocidad de obturación.

En definitiva, si tienes la oportunidad de disfrutar de playas y paisajes de ensueño, deja que vuele tu imaginación y ponte en el papel de un fotógrafo profesional. Solo debes tener en cuenta todos estos consejos y trucos fotográficos y darle un toque personal a cada instantánea. Y, sobre todo, pon en práctica tu intuición y tu creatividad.

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!