Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Guías y tutoriales

Cómo aprender a tocar el piano: las mejores aplicaciones

10 min

Aprender a tocar el piano fue símbolo de estatus social durante siglos pero, gracias a Internet, dominar este instrumento está al alcance de casi todos. Aprende cómo tocar el piano con estas aplicaciones.


Dominar un instrumento musical requiere, por supuesto, numerosas horas de práctica, estudio y dedicación. Sin embargo, quienes deciden invertir su tiempo en este fin coinciden en que merece la pena.

Uno de los métodos de aprendizaje más populares es el uso de apps con ejercicios y partituras que ayuden a adquirir la técnica necesaria. Si quieres saber cómo aprender a tocar el piano, en este artículo te mostraremos las aplicaciones más populares.

¿Por qué el piano?

De entre todos los instrumentos musicales que hay (bueno, no los hemos contado porque seguramente no llegaríamos a tiempo de escribirte este post), el piano ha sido siempre el más popular.

Alumbró los inicios de la música barroca en el siglo XVII, continuó durante el periodo clásico y siguió acompañando las obras más célebres del romanticismo, ya en el siglo XX.

Hoy en día, es un instrumento esencial en la composición de obras y sigue jugando un papel protagonista en la programación didáctica de los conservatorios superiores de música. Por algo gran parte de los intérpretes de una orquesta tienen nociones de piano.

Para aprender a tocarlo, se necesita desarrollar algunas habilidades:

  • En primer lugar, la coordinación, para interpretar una voz distinta con cada mano.
  • Después, la agilidad (seguro que alguna vez has visto el típico vídeo de un pianista tocando a 200 por hora en plena calle).
  • Por último, la capacidad de leer una partitura. No te preocupes, todo eso lo podrás aprender y mejorar con una app.

Las apps para aprender a tocar el piano más populares

A continuación, te detallamos las aplicaciones que más nos han gustado para que puedas comenzar a ensayar ya mismo.

Simply Piano, de Joy Tunes

Definido por sus desarrolladores como "una forma rápida y divertida de aprender a tocar el piano", es un simulador en el que podremos dar rienda suelta a nuestra capacidad compositora.

Además, incluye cursos para perfeccionar nuestra técnica o para recorrer el camino que transcurre entre el nivel principiante y el profesional, por lo que es una apuesta muy fiable.

A su vez, no solo te da a elegir cursos en función del dominio que tienes sobre el instrumento, sino también según tus gustos musicales (no, no te verás obligado a tocar la Quinta Sinfonía de Beethoven si no quieres). Una función que nos encantó es la que te permite vincularlo a un teclado real o acústico.

De igual forma, se centra mucho en la técnica, pues al principio te muestra ejercicios para comprender los aspectos elementales, pasando después a tocar con ambas manos.

Por lo demás, destacamos que es apta para todas las edades y que incorpora una barra que va siguiendo la partitura para que no te pierdas. Está disponible para iOS y Android.

  • Lo mejor: su sencilla interfaz hace que sea más fácil comprender los ejercicios.
  • Lo peor: hay que pagar para acceder a todos los cursos, pero dispone de una versión de prueba gratuita.

Perfect Piano

No es tan didáctica como la anterior, pero tiene más funciones de simulador. Para empezar, incluye todas las teclas de un piano, pero te ofrece dos opciones: simple y doble, además de un modo de dos personas para que hagas un dúo musical a lo Yiruma & Henry. Asimismo, es compatible con MIDI y audio.

Por otro lado, te ayuda a grabar tus propias creaciones y reproducirlas posteriormente, así como compartirlas en redes sociales o establecerlas como tono de llamada. ¡Hora de dar rienda suelta a tu imaginación!

Algo que nos ha sorprendido es que, además de piano, dispone de órgano, sintetizador, caja de música y Rhodes.

De igual forma, incluye un modo de aprendizaje con 70 canciones, a las que se debe sumar las que van agregando con el tiempo. También puedes ajustar el ancho de las teclas para que te sea más cómodo.

A nivel social, te permite completar diferentes retos con jugadores de todo el mundo. Descárgala aquí para Android o iOS.

  • Lo mejor: tiene multitud de funciones como simulador para que puedas improvisar.
  • Lo peor: no incluye ejercicios para perfeccionar la técnica.

Profesor de piano real

Es, casi con toda probabilidad, la opción más entretenida para tocar el piano con el móvil. Una de sus particularidades es que incluye juegos y un modo competencia para retar a los contactos.

Por tanto, es una opción para que toda la familia comparta un rato de diversión mientras aprenden, sin olvidar que también está adaptada a los más pequeños.

Dispone, igualmente, de una sección de teoría (lo sentimos, no te vas a librar de la teoría ni con una aplicación), en la que te enseñarán las posiciones para cada dedo, el nombre de las teclas, los elementos que componen el instrumento y todo lo que necesitas saber sobre acordes y notas musicales.

A su vez, incluye canciones de música clásica, villancicos (tranquilo, solo los americanos, no los de la voz chillona) y temas pertenecientes a géneros tan dispares como el rap, el disco o la música country.

Cuenta, además, con un modo tutor interactivo que te dará instrucciones a través del audio sin necesidad de Internet.

  • Lo mejor: tiene un sonido muy realista.
  • Lo peor: puede resultar un poco infantil, solo disponible para Android.

Flowkey

Es una app muy versátil, dirigida tanto a principiantes como a quienes ya llevan tiempo aprendiendo o incluso para los profesionales.

Tiene compatibilidad con teclados acústicos y digitales, de forma que puedas tocar cómodamente y, en consecuencia, de manera más realista. Es muy fiable para empezar desde cero, llegando después a interpretar partituras más avanzadas.

Mientras vas tocando, recibes una valoración automática, por lo que puedes ir corrigiendo errores de forma inmediata. De la misma manera, proporciona videotutoriales de pianistas profesionales a modo de masterclass que complementan tu proceso de formación.

Además, incluye una sección con más de 1000 canciones variadas. En caso de que te trabes en alguna parte de la obra (y eso nos pasa a todos, no te preocupes), el modo bucle te permitirá repetir ese mismo fragmento sucesivas veces hasta que te salga bien. Sí, como cuando se raya un disco.

Lo tienes disponible para iOS y Android.

  • Lo mejor: tiene un indicador de progreso que hace seguimiento de tu aprendizaje y logros.
  • Lo peor: la suscripción puede resultar un poco cara, pero puedes probarla de forma gratuita.

Piano gratis por Yokee

Si eres un rebelde que prefiere aprender tocando antes que realizar ejercicios que te pueden acabar aburriendo (si bien es mejor dominar la técnica antes de lanzarse a las partituras), esta opción te va a gustar.

Se trata de una alternativa a los métodos de estudio tradicionales que proponen las demás apps.

Su catálogo de canciones es increíblemente extenso, incluyendo los temas más populares del momento, como Halo (de Beyoncé), Love yourself (de Justin Bieber) o Drag me down (de One Direction). No obstante, tampoco deja atrás obras clásicas, como Para Elisa (de Bach) —en realidad es de Beethoven, era solo para ver si estabas atento— o parte del repertorio de Mozart.

A la hora de escoger una canción, te presentan una muestra de 30 segundos a modo de previsualización. Después, te enseña los acordes para que los prepares y puedas interpretarla sin problemas.

Además, te da a elegir entre dificultad baja, media o alta. Según los desarrolladores, próximamente saldrán a la luz aplicaciones similares para batería y guitarra. Lo puedes descargar para iOS y Android.

  • Lo mejor: dentro de poco estará disponible una nueva función para acompañar la voz con el piano.
  • Lo peor: necesitas monedas para desbloquear canciones, que se consiguen interpretando más piezas.

Piano - canciones, notas, música clásica y juegos

Esta app tiene una lista de canciones tan larga como el nombre (con lo fácil que era llamarla "Piano: todo", ¿no?).

Está pensada más bien para aquellos que ya tengan algunas nociones, pero también puedes aprender a base de interpretar tus temas favoritos e ir adquiriendo la técnica que necesitas para no dejarte las manos.

De igual forma, dispone de un modo libre para que puedas improvisar y hacer tus propias creaciones. Posteriormente, puedes grabarlas, añadirles ritmo y "decorarla" con efectos especiales.

Muy pocos saben que así empezó Mozart, probando una app de piano que tenía instalada en su móvil (por favor, dime que no te has creído esto).

Por otro lado, cuenta con múltiples instrumentos, como el acordeón, el órgano y la guitarra eléctrica. Asimismo, puedes encontrar distintas versiones del piano, como el piano de cola, el fortepiano o el piano antiguo.

En último lugar, destacamos que tiene una función que te permite compartir tus creaciones por redes sociales. Lo tienes en iOS y Android.

  • Lo mejor: su amplia variedad de instrumentos.
  • Lo peor: no tiene muchas funciones de aprendizaje.

Piano Dust Buster

Nos gusta porque es muy interactiva y cuenta con funciones que hacen más fácil el aprendizaje. Puedes conectarlo con un teclado físico o simplemente tocar en la pantalla. Es una de las mejores aplicaciones para tocar el piano, con presencia en más de 80 países y más de 40 millones de temas reproducidos.

¿Te consideras una persona competitiva? Si la respuesta es afirmativa, decántate por esta aplicación y su Modo concierto.

Gracias a esta funcionalidad, puedes retar a amigos y otros pianistas a lo largo de todo el planeta (quién sabe, igual compites contra Henry, pero él puede tocar dos pianos a la vez, así que practica antes).

De igual forma, el Modo Jukebox te posibilita tocar tus obras favoritas mientras obtienes puntos de experiencia para subir de nivel. Conforme vayas progresando, tendrás a tu disposición más canciones que tocar. De igual modo, cuenta con un sonido de alta calidad para música de concierto.

  • Lo mejor: su modo competitivo puede ser una gran motivación.
  • Lo peor: solo está disponible en iOS.

Consejos para sacar el máximo partido a las apps de piano

A lo largo de este artículo has visto nuestra selección de las mejores aplicaciones para aprender a tocar el piano.

Hemos intentado ofrecerte opciones variadas, combinando siempre algunas más didácticas con otras más libres que te serán ideales cuando hayas aprendido las nociones básicas.

Sea cual sea la opción que escojas, ten en cuenta que no tienes por qué utilizar todas sus funcionalidades desde el principio.

Lo más recomendable es que comiences con las lecciones para principiantes y vayas subiendo progresivamente el nivel hasta alcanzar un cierto dominio que te permita fardar e interpretar partituras.

Además, ten en cuenta estos consejos:

Deja la música clásica para el final

Aunque sea muy atractivo, este género no es recomendable para principiantes. La mayoría de obras del barroco, el romanticismo o el clasicismo pueden resultarte complicadas durante las primeras semanas de práctica.

Una buena idea es interpretar solo algunas secciones de cada pieza, como la melodía o las partes más lentas.

Atrévete con tus temas favoritos

Cuando comenzamos con un instrumento, a menudo podemos cansarnos de hacer ejercicios todo el rato (sentimos decirte que es la única forma de tocar como si tuvieras seis manos).

Si comienzas a sentirte desmotivado, es hora de que pases a la acción y te pongas a prueba con una canción de tu artista favorito. Así verás lo que eres capaz de hacer. Te aseguramos que te sorprenderás.

Ten constancia

Como podrás imaginar, el dominio de un instrumento musical, sea el que sea, requiere esfuerzo, voluntad y tiempo (mucho tiempo). No pasa nada si un día no tienes ganas y decides descansar. Tampoco pasa nada si en vez de un día son dos.

Lo importante es que no abandones la música, pues te va a dar muchas más alegrías de las que te imaginas. Por suerte o por desgracia aprender a tocar el piano no es tan sencillo como pulsar una tecla.

No confundas ensayar con estudiar

Vale más estudiar cinco minutos que estar ensayando dos horas. A menudo se confunden estos dos conceptos y creemos que por estar tocando la misma pieza una y otra vez sin concentrarnos estamos aprendiendo algo.

Lo importante es que te centres en los errores, los marques y los practiques hasta que se conviertan en aciertos.

En conclusión, ahora que ya sabes cómo aprender a tocar el piano solo te queda descargar la aplicación que más te haya gustado y empezar a estudiar. Una vez que comiences y veas de lo que eres capaz, no querrás parar hasta interpretar tus temas favoritos para sorprender a todos los que te rodean.

Recuerda además tomar inspiración de otros músicos y la importancia de programar horas de práctica para progresar día a día. ¡Música, maestro!

SUSCRÍBETE Y GANA PREMIOS

LO + TOP

RELACIONADOS