Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Tecnología

Medidas tecnológicas de vigilancia a lo largo del planeta para monitorizar la epidemia del Coronavirus

5 min

Sistemas que se alojan en el teléfono móvil y proporcionan los datos de localización para tener localizados a los infectados


La lucha contra una pandemia como el coronavirus consta de fases tan complejas como variadas: inicialmente se intenta que no entre en un territorio, si no se ha conseguido contener lo siguiente es mitigar todo lo posible los fallecimientos y hacer que la gente se confine, terminaremos por llegar a un estado de mayor control en el que los casos tienen que estar muy señalados, hasta que lleguen soluciones desde el punto de vista médico y farmacéutico.

Cuanto antes se comience a recolectar información personal de los movimientos de las personas afectadas, mejor, y así es como muchos gobiernos están actuando alrededor del planeta. Nos estamos refiriendo a sistemas que se alojan en el teléfono móvil y proporcionan tus datos de localización, entre otras informaciones.

Como era de esperar, esos niveles de vigilancia a través de smartphones entran en conflicto con organizaciones en defensa de las libertades. Entramos en un terreno de debate complicado entre la salud y la privacidad, que los gobiernos se ven obligados a romper y dirigir sus acciones hacia el control de la pandemia.

photo-1511233744044-194342066754

Desgraciadamente no todos países están acometiendo igual esta situación tan terrible, tampoco todos lo estamos viviendo al mismo tiempo, por lo que hay zonas en las que se están preparando con tecnología diferente, y otras donde se han puesto en práctica medidas innovadoras que nos gustaría compartir en este artículo.

El rastreo de nuestro móvil

Antes de entrar en esos casos interesantes de algunas países, es importante conocer que en España se acaba de aprobar el rastreo de nuestros smartphones, como una de las medidas de urgencia activadas junto a la Secretaría de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial y el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital (BOE, 28 de marzo).

El gobierno también podrá analizar los datos de movimiento de la ciudadanía en base a la información de geolocalización que recaban las operadoras de telefonía. Es una forma de controlar que se cumple la cuarentena y posibles nuevos estados.

Una aplicación de autodiagnóstico

photo-1533292362155-d79af6b08b77

Junto a este paso de poder controlar la localización, también se da el de desarrollar de forma urgente una aplicación que deben utilizar todos los sospechosos de poseer la enfermedad, con ella se puede hacer un diagnóstico rápido.

La aplicación tendrá en cuenta la localización de la persona para que estadísticamente se tenga un primer control de la población que queda sin confirmar su situación ante el virus. Lo que pretenden con ella es descongestionar los números de urgencias, pero nunca sustituirá a la consulta del profesional médico.

Medidas tecnológicas de vigilancia a lo largo del planeta

Podríamos poner a China como ejemplo de muchas de las medidas de monitorización que se han realizado en las últimas semanas, pero mejor vamos a ir repasando distintos países que nos enseñan formas diferentes, alguna de ellas presentes también en otros territorio. Todas las opciones se basan en una aplicación móvil:

Trazando la expansión del virus en Corea del Sur

CORONAVIRUS-APP

La gestión del coronavirus de Corea del Sur puede catalogarse de ejemplar, al menos hasta el momento. Se realizaron una gran cantidad de tests para identificar rápidamente quién poseía el virus y así poder aislarlo y saber quiénes eran las personas que habían estado en contacto.

Pero la tecnología ha cobrado un papel muy especial en el control de la pandemia: se han utilizado las grabaciones de cámaras de vigilancia, los datos de localización de los teléfonos, incluso los registros de compras realizados con tarjetas de crédito y móviles.

Como ahora ocurre en España, el gobierno coreano tiene la posibilidad de tratar los datos de localización de toda la población. Con la información que manejaban eran capaces de trazar los movimientos de pacientes con el virus, identificando con rapidez y precisión a nuevos casos, antes de que siguieran compartiendo el problema.

Lo realmente interesante es que cierta información está disponible de forma pública, por lo que muchos desarrolladores han estado creando aplicaciones - como Corona 100m - que permiten representar los movimientos de forma más sencilla y práctica para todos: te avisa cuando te acercas a 100 metros de un lugar por el que ha pasado un infectado. Otros desarrollos exitosos son Corona Map o Coronaita.

Las pulseras de Hong Kong

Además de aplicaciones también hay gadgets que ayudan con el control, un buen ejemplo son las pulseras que están utilizando en Hong Kong, que utilizan con personas que han llegado a la isla. La pulsera va asociada a un teléfono móvil con la localización.

El gobierno establece que la persona tiene una zona establecida donde se va a mover, si se sale de ella, se avisará a las autoridades, que también tienen la potestad para conseguir la localización de un individuo a través de WeChat y WhatsApp.

Eso sí, muchos usuarios han informado de que el sistema no les ha comenzado a funcionar, pudiendo vagar por Hong Kong sin mayor problema ni control.

Singapur apuesta por el Bluetooth

Una aproximación diferente para conseguir el control de los ciudadanos es la que hace la aplicación TraceTogether, diseñada por la Agencia de Tecnología del gobierno de Singapur. Utiliza el protocolo BlueTrace - basado en Bluetooth - para conocer cuando dos personas han estados a una distancia de dos metros durante un tiempo estipulado.

Es una forma de conocer si has estado con gente que está infectada, además de trazar los movimientos que has estado realizando. Las autoridades tienen acceso a todas estas informaciones y pueden notificarte: eres potencial infectado y tienes que ir a realizarte las pruebas.

Confinamiento con alarma en Taiwán

De nuevo las aplicaciones móviles son las protagonistas en este mundo hiperconectado, con desarrollos capaces de monitorizar que los usuarios se quedan en casa. La aplicación informa de forma inmediata a la policía de que una persona controlada ha salido de su domicilio, por lo que en cuestión de quince minutos los agentes pueden dirigirse a buscarlo.

El sistema detecta que la aplicación siempre esté encendida y compartiendo los datos de localización, de hecho incluso llaman dos veces al día a las personas infectadas para asegurar que todo está en orden.

En Polonia te tienes que hacer un selfie

Un caso muy curioso el de los polacos y su aplicación ‘Home Quarantine’. Para confirmar que están en su casa tienen que hacerse una foto y mandarla a la policía cuando estos la demanden, que normalmente es en un proceso aleatorio.

Nada de llamar o comprobar la localización, esta aplicación envía la imagen a las autoridades junto las coordenadas GPS de tu domicilio, con lo que podrán cruzar los datos para saber que estás en tu lugar de confinamiento.

Imágenes | Fox4 | Tony Stoddard | NESA

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!